La Gran Mentira del Mundo del Coaching

Tengo que avanzarte que lo que te voy a contar probablemente ya lo sabes y que no es algo exclusivo de la profesión de Coach, por supuesto. Pero sí que es algo que veo constantemente y que personalmente me duele ver: personas que se deciden a estudiar con toda su ilusión para ser coaches creyendo que al ser una nueva profesión y que probablemente les ha ayudado a ellos en su camino van a poder acabar de formarse y vivir cómodamente de ello sin más…

Digo que es la gran mentira porque es algo con lo que algunas “escuelas” juegan a la hora de vender sus cursos a personas que quizás están muy perdidas y que lo que necesitan a lo mejor, es un proceso de coaching personal ellos antes de decidirse por invertir en formarse.

He conocido unas cuantas personas que se han gastado (sí, aquí hablo de gastado, que es diferente de invertido, porque creo realmente que ha sido así) una gran cantidad de dinero en su curso para formarse como coach (a veces incluso todos sus ahorros) y cuando acaban se dan cuenta de la realidad: para poder dedicarse profesionalmente, y que te vaya bien, es imprescindible que cuentes con las dos A’s.

Importante: Este es el primer capítulo del Manual “Ser Coach Personal…Y No Morir En EL Intento, Estrategias para saber venderte y vender tus servicios siendo congruente con tus valores”. Si te interesa, encontrarás una versión física y otra digital en el enlace.

Las 2 A’s que tiene el buen coach

1. Actitudes – Tener la actitud necesaria para clarificar qué es lo que realmente quieres como coach e ir a por ello. A veces tocará hacer cosas que no acaban de ser las que más te gustan pero son necesarias para convertirte en profesional de verdad. Hablaremos de ellas en el manual constantemente.

2. Aptitudes – Hay cosas que pueden venir de serie en ti y que sean válidas en esta profesión, pero quizás hay otras que no posees. En ese caso tienes que recurrir a la Primera A (Actitud) y ser lo suficiente humilde para reconocerlo y aprenderlas. También creo que hay cosas que no se aprenden, como por ejemplo la predisposición a ayudar de manera honesta, pero doy por hecho que si estás leyendo esto, tú la tienes J.

Con esto quiero lanzar un mensaje duro, pero realista viendo la experiencia de las personas que se han quedado por el camino:

No Todo El Mundo en Cualquier Momento sirve Para Ser Un Buen Profesional

Hay algo que quizás repita luego, no importa, es algo que para mí es la esencia, la base, la garantía de que sin ello es muy poco probable que no consigas dedicarte a Ser Coach Personal y que te vaya bien:

CONGRUENCIA

Decía Carl Jung:

“No puedes llevar a nadie más lejos de dónde tú mismo has llegado”

Esta frase para mí es la esencia de lo que pretendo transmitirte en este punto, y que me recuerda a una frase que me impactó de uno de los mejores formadores que he tenido, Luis Galindo:

“Lo que se siente, se transmite”

Efectivamente, si estás delante de un cliente que te transmite su miedo a algo y es exactamente el mismo que tienes tú y que no has querido enfrentarte a él, sinceramente ¿Cómo Vas a ayudarle?

La buena noticia es que esto lo solucionas con la primera A: (Actitud). Si estás dispuesta/o a enfrentar cada desafío de tu vida, cada obstáculo, cada miedo con la actitud necesaria, y pedir ayuda cuando lo creas oportuno, ya estás demostrando el espíritu de avance y de superación que debe tener todo Coach Personal.

Te toca

Si te ha gustado el primer capítulo, el libro te encantará. Compra ahora “Ser Coach Personal…Y No Morir En EL Intento, Estrategias para saber venderte y vender tus servicios siendo congruente con tus valores” desde el enlace.


¡Déjame saber tus reflexiones en el apartado de comentarios!

¡Un abrazo!

About The Author

David Alonso

Mentor de Coaches, Master Trainer en Coaching por Valores y Experto en Coaching Personal. Mi misión es ayudar a otros Coaches proporcionándoles herramientas que les permitan tener mayor seguridad con sus clientes y poder vivir cómodamente como Coaches Personales.